martes, 7 de junio de 2011

LEONOR DE AQUITANIA



Leonor de Aquitania nació en Francia en 1122 y era de los Aquitania de toda la vida, una familia bien con mazo de pelas, mazo de tierras, mazo de títulos y una genética envidiable… Guapos y ricos ¡un asco de gente! Con toda la envidia del mundo os lo digo… Y además, como su abuelo había sido trovador les iba mucho el rollo bohemio de cultivar las artes, así que además ¡era culta la jodia! Que si llega a ir a Saber y Ganar ¡¡lo peta!!
Con ese percal os podéis imaginar que a cada poco le llegaban, ramos de rosas, cartas de amor,  propuestas de matrimonio… ¡una locura! Y ella ahí seleccionando:
-Este es muy alto, este es muy rubio, este muy tonto… ¡anda! ¡Un Rey!
Que si, que entre todos los que la cortejaban estaba Luis VII de Francia, y claro, ella con todos los libros de princesas que se había tragado dio el sí quiero sin pensarlo, dispuesta a lo ser feliz y empacharse con Perdices lo que quedaba de vida. Así que con 15 años  se convirtió en la Reina de Francia: protagonizó la boda del siglo, tuvo un especial de tropecientas páginas en Hola,  puso de moda ese peinado a lo triple trenza de la foto que tanto le molaba… ¡Se convirtió en una it girl! ¡Que ni Pipa Middleton le haría sombra!
Lo que pasa es que no iba a ser afortunada en todo y resulta que… ¡el monarca era una pena en la cama! Que eso no lo  cuentan en los cuentos de Disney, pero hay reyes que… ¡una pena! Y además Luís VII había estudiado en un colegio de curas y, como sabe todo el mundo, de un colegio de curas sales o beato o cantautor y a Luís le tocó lo primero, ¡le gustaba más rezar que follar! ¡Un chasco para la Leo! ¡Que se había leído el Kama Sutra y no podía aplicarlo!
En un intento de encender la llama de la pasión, se fue con él a la Segunda Cruzada ¡Que eso tiene más mérito que ir a l fútbol, joder! Pero fue peor el remedio que la enfermedad, que llegaba cansado de acuchillar a la peña, le dolía la cabeza… ¡todo excusas! Leonor como vio que el asunto sexual no iba a mejorar y ella era muy lista y controlaba mazo de estrategias, de guerras y eso… empezó a darle consejos.
-Yo creo luís, que no es momento de invadir  Jerusalén, es mejor seguir con unas batallitas en los alrededores, esperar a que se replieguen los turcos. Nos quedamos tan ricamente aquí en Antioquía con mi tío Raimundo, que fíjate que bien nos trata y luego ya, cuando esté la cosa más chupada ya invadiremos…
Y ¡como se puso Luis! Que entre que no tomaba bien que le dieran consejos una mujer y que se puso celoso de Raimundo… ¡le montó un pollo a Leonor de los hacen temblar los cristales!
-Ya va la lista, ¡¡ya va la lista que todo lo sabe!! ¿Y a que vienen esas ganas de quedar con tu tío? ¿No estarás yaciendo con él, guarrilla?
-¿Yacer? ¿Pero qué mierda de palabra cursi y hortera es yacer? ¡Yacer! Si es que eres malo hasta con la terminología, Luisito...- Le espetó la Leo, que era muy independiente y muy segura de sí misma y lo que no iba a tolerar era que se le levantara la voz ¡A toda una Aquitania! Cogió a su hija Marie y se piro a Roma, a ver al Papa Eugenio III.
-Verá Su Santidad, que este matrimonio yo no lo veo, además he estado investigando y somos primos lejanos, yo creo que con lo de la consanguinidad y eso podemos anular… aunque si prefiere que alegue lo de la inmadurez como Rociíto y Antonio David, por mi no hay fallo…
Y el papa…
-Hija mía, que tu dejes a un Rey va a ser un escándalo de flipar, tráeme a Luis y os hago una sesión de pareja, a ver si arregláis las diferencias, que yo creo que si hablamos un poco con él reavivamos la pasión y todo…
Y así hicieron, al principio parecía que lo del papa había funcionado,  ¡si hasta tuvieron otra hija! Pero nada… que el Luís volvió a la apatía sexual y Leonor ya… ¡se cansó de intentarlo!
-Yo una cosa tengo muy clarita, lo que no voy  a ser es una malfollá que eso es malísimo pal cutis…
Así que ahí ya empezó con una lista de amantes que ni Barney Stinson… Que si trovadores, pintores, músicos, un criado negro sarraceno… Y Luís, que era como el perro del hortelano, que ni come ni deja comer, en vista de que toda la corte se descojonaba de él la repudió por infértil, por no concebir hijo varón…
A Leonor, como os podéis imaginar el divorcio se la trajo al pairo, que era dueña de 1/3 del territorio Francés y muy mal se le tenía que dar pa no encontrar sustito. Se puso a buscar en la lista Forbes los solteros más influyes y ¡ostras! ¡Había otro rey! Enrique II de Plantagenet, heredero al trono de Inglaterra... Y fijo que pensó:
-Bueno, bueno, esto me apunto unos meses a la escuela de idiomas, que ahora que no soy reina ni na tengo tiempo libre y me lo camelo con cartas, ¡que además es un pipiolo! ¡19 años! Y yo con 29 y de vuelta de todo… ¡Pasadme la pluma que empiezo!
Y si Shakira y pudo con Piqué… ¡no iba a poder ella!
Empezó:
Oh Henry when you talk like that
You make a woman go mad…
Estoy loca, loca, loca,
Loca con mi Enrique…
¡Rabiossssa!

Y adjuntó una foto mostrando ombligo y canalillo y Enrique… ¡se enamoró namás abrir la carta!!
En unos meses volvía a protagonizar otra boda del siglo y otro especial en el Hola… Y bueno, con lo salido que estaba el adolescente… ¡la tenía contentísima! Y se les mantuvo la pasión mazo de tiempo con deciros que en 14 años tuvieron ocho hijos, de los cuales 5 eran varones (pa joder a Luís VII)…
Lo que pasa es que Leonor, como sabía mucho, además de organizar el castillo intervenía en los asuntos de estado, aconsejando a Enrique en todo el tema de inauguraciones, discursos de navidad, pasar revista a las tropas y esas cosas que hacen los reyes…   Al principio a Enrique le molaba el rollo “cuanto sabes amorcito, si es que eres un cielo…” Pero se fue haciendo mayor y volviéndose un pelín machista así que poco a poco fue relegando a Leonor al cuidado de los hijos y distanciándola de los asuntos de estado.
-Muy bien… Así que yo relegada al cuidado de los hijos… ¡te vas a cagar con la mano que mece la cuna!
Y fue liando a la prole para que conspiraran contra su padre y le arrebataran el trono, lo que pasa es que sus intrigas fracasaron. Enrique, haciendo de tripas corazón perdonó a los chavales, que al fin y al cabo ¿Qué hijo no intenta arrebatarle el trono a su padre en una edad tonta? Pero a ella la pilló en un intento de huida y decidió darle su merecido:
-Y ahora te voy a encerrar lo que te quede de vida en el Castillo de Chinón.
Y no penséis que la encerró en la mazmorra, no, no, la encerró en un castillo con toda la pompa, la servidumbre, y le dejaba tener visitas y todo,  vamos que ¡estaba Leonor encantada! Se pasaba el tiempo recibiendo a los colegas, ejerciendo de mecenas de artistas, celebrando unas fiestas bohemias con lo más granado de la élite cultural del siglo XII, tertulias literarias, conciertos privados, exposiciones de pintura…vamos ¡que Enrique no tenía puta idea de castigos!
En lo que le quedaba de vida, la mujer que había sido reina de dos países, hizo más por el futuro de literatura que muchos ministros de cultura,  recopiló, por escrito, las aventuras de los caballeros de la mesa redonda, estableció los cánones literarios del amor cortés, leyó los poemas de su hija Marie de Champañe, la primera gran poetisa francesa, consiguió que una tía buena se casara con su hijo gay,  Ricardo Corazón de León,  vió ascender al trono de Inglaterra a dos de sus vástagos, Casó a su hija Leonor con el Rey de España,  vivió un cambio de siglo y fianalmente se retiró a la  abadía de Fontevraud a morir, con 82 años, sin una sola enfermedad crónica y sin haber perdido ni un diente, que se ve que además de todo lo anterior seguía los consejos de Saber vivir…

14 comentarios:

Larisa dijo...

"Oh Henry when you talk like that
You make a woman go mad…"

XDXDXD!!!!!!!!!!!!

Es verdá. ¿Qué hijo no intenta arrebatarle el trono a su padre en una edad tonta? Si hasta Zeus lo hizo.

(¡Eh! Que yo fui a 'Saber y ganar'. Mola)

Aquí dejo mi amol puro y duro. ¿Dónde mejor que en mi blog favorito?

Besísimos.

José dijo...

Jajajaja, impecable y genial, como siempre. El final es que pone la guinda, jajajaja.

fiona dijo...

jajajajaj, una pena lo de los cuentos de Disney sí...todo tan idílico y luego...prefiere rezar a follar! jajajajja, qué grande!

1besico

un ratón dijo...

Yo quiero ser como Leonor cuando sea mayor.
Muy bueno como siempre

JOTAGE2 dijo...

Quie vida mas ajetreada la de LEONOR de AQUITANIA aburrir no se aburriria nunca.... bueno sólo en la cama con Luis VII.
Me ha encantado esta biografía!!! A seguir así!!!

Jose Ramon Santana Vazquez dijo...

...traigo
sangre
de
la
tarde
herida
en
la
mano
y
una
vela
de
mi
corazón
para
invitarte
y
darte
este
alma
que
viene
para
compartir
contigo
tu
bello
blog
con
un
ramillete
de
oro
y
claveles
dentro...


desde mis
HORAS ROTAS
Y AULA DE PAZ


COMPARTIENDO ILUSION
ESTONOESUNBLOGDEHISTORIA

CON saludos de la luna al
reflejarse en el mar de la
poesía...




ESPERO SEAN DE VUESTRO AGRADO EL POST POETIZADO DE CARROS DE FUEGO, MEMORIAS DE AFRICA , CHAPLIN MONOCULO NOMBRE DE LA ROSA, ALBATROS GLADIATOR, ACEBO CUMBRES BORRASCOSAS, ENEMIGO A LAS PUERTAS, CACHORRO, FANTASMA DE LA OPERA, BLADE RUUNER ,CHOCOLATE Y CREPUSCULO 1 Y2.

José
Ramón...

Sonja dijo...

jajaja!! vaya yo que me pensaba que era la epítome del amor idealizado y lo que quería la pobre era catar algo.

La Perfida Canalla dijo...

Vamos!!! Pa que despues digan que Tita Cervera es una intrigante....
bss coleguitas

Patrishaw dijo...

Bhua, esta tia debe de ser el prototipo de mujer universal del renacimiento. Un mix entre Rosa María Calaf, Carmen Lomana y... bueno, una ninfómana.
Hace falta imaginación para construirse y vivir una vida como la suya, pero hace falta mucho talento para contarla así de bien.

Food and Drugs dijo...

Está visto que para esta mujer cualquiera era un poca cosa.
No perdió el tiempo, no.
;-)

Amaranta dijo...

¿Ricardo Corazón de León era gay? Pues vaya, si por lo visto estaba como un tren... joer con los gays, siempre se llevan los más cañones...

Maeglin dijo...

¿Octogenaria y gracias a quien?
Pues a su primer marido que la tenía de Km cero, mucho quejarse y tal pero seguro que si hubiera sido un rey al uso la frie a partos y se queda en la cincuentena y gracias.

kamikaze dijo...

Esta mujer ha sido mi ídolo... desde hace mucho tiempo. Cada vez que me pregutan a qué personaje histórico te gustaría parecerte yo siempre contesto a Aliénor de Aquitania...
Excelente post como siempre chicas!
Un besote.

Juanjo dijo...

Jajaja que bueno chicas, os superáis siempre :).